Cuerpo extraño en la garganta

Si usted cree que su hijo tiene una pila u otro objeto en el oído, la nariz o la garganta, ES UNA EMERGENCIA. Su hijo debe ser evaluado por un profesional de la salud inmediatamente para que puedan extraerle la pila u objeto de manera segura.

Cuerpo extraño en las vías respiratorias
Un cuerpo extraño en las vías respiratorias (asfixia) constituye una emergencia médica y requiere de atención inmediata. El cuerpo extraño se puede atorar en muchos lugares distintos de las vías respiratorias. Según la Academia Estadounidense de Pediatría, la muerte por asfixia es la causa principal de muerte y lesión en niños menores de 4 años de edad.

Como con otros problemas de cuerpos extraños, los niños tienden a ponerse cosas en la boca cuando están aburridos o tienen curiosidad. Luego el niño puede inhalar profundamente y el objeto se puede atascar en el el tubo de la "respiración" (tráquea) en vez del tubo de la "comida" (esófago). Los alimentos pueden ser la causa de obstrucción en niños que no tienen todos los dientes para masticar por completo, o en aquellos niños que simplemente no mastican bien su comida. Los niños tampoco tienen una coordinación total de la boca y la lengua, lo que también puede provocar problemas. Los niños menores de 4 años corren el mayor riesgo de asfixiarse con objetos pequeños, que incluyen –como ejemplo– los siguientes:

  • nueces
  • semillas
  • zanahorias
  • piezas de juguetes
  • pilas
  • uvas
  • salchichas
  • piedritas
  • botones
  • monedas

Los niños necesitan ser vigilados de cerca para evitar una emergencia de asfixia.

Este video muestra una semilla de girasol que está provocando una obstrucción casi completa de las vías respiratorias. Se extrae con un instrumento endoscópico, lo que libera la vía respiratoria. Las semillas y las nueces son los cuerpos extraños más comunes que entran a las vías respiratorias.

Cuerpos extraños en el esófago (tubo de deglución)

Este video muestra una moneda atorada en el esófago. Se extrae utilizando una pinza endoscópica. Las monedas son el cuerpo extraño más común en niños que requiere que se extraiga del esófago.

Cuando se traga la comida, normalmente pasa por la boca hacia la garganta y hacia el esófago, que conduce al estómago. Algunas veces un objeto deglutido es demasiado grande y se atasca en el esófago. El artículo más común que se tragan los niños y que se atasca es una moneda. Los niños menores de 4 años están expuestos al mayor peligro de que se les atasque comida o un objeto en el esófago.

¿Cuáles son los síntomas de un cuerpo extraño en las vías respiratorias?
La ingesta de un cuerpo extraño requiere de atención médica inmediata. A continuación se enumeran los síntomas más comunes que pueden indicar que un niño ha inhalado un cuerpo extraño. Los síntomas pueden incluir los siguientes:

  • ahogarse o atragantarse cuando el objeto se inhala
  • tos
  • estridor
  • respiración sibilante (silbido que se produce normalmente cuando un niño exhala)

Aunque los síntomas iniciales arriba enumerados pueden disminuir, es posible que el cuerpo extraño siga atascado en las vías respiratorias. Los siguientes síntomas pueden indicar que el cuerpo extraño sigue provocando una obstrucción de las vías respiratorias:

  • estridor (un sonido agudo que se escucha cuando el niño respira)
  • respiración sibilante
  • tos
  • neumonía
  • cambios en la voz

¿Cuáles son los síntomas de un cuerpo extraño en el esófago?
Un niño con un cuerpo extraño en el esófago puede tener cualquiera de los siguientes síntomas, o todos estos síntomas:

  • un episodio inicial de asfixia
  • babeo
  • vómito cada vez que trata de comer
  • incapacidad de comer

Tratamiento para cuerpos extraños en las vías respiratorias y en el esófago
El tratamiento del problema varía dependiendo de la ubicación del cuerpo extraño. Si el objeto está en las vías respiratorias, se necesitarán una laringoscopia y una broncoscopia para extraer el objeto. Este procedimiento implica pasar un endoscopio rígido por las vías respiratorias, verlas para encontrar el objeto y luego utilizar fórceps especiales para extraer el artículo. Si el objeto está en el esófago, se pasa un endoscopio por el mismo (esofagoscopia) y se utilizan herramientas especiales para extraer el artículo atascado que se tragó. Una vez que el cuerpo extraño haya sido extraído, el niño normalmente se recupera rápido.