Obstrucción nasal

¿Qué es una obstrucción nasal?
La obstrucción nasal es cuando los pasajes nasales están bloqueados o cuando hay dificultad para respirar por la nariz. Esto puede ser debido a la rinorrea (goteo nasal) o por otros motivos.
¿Qué lo provoca?
La cavidad nasal puede estar bloqueada por varias razones que incluyen las siguientes:

  • Gripes y resfriados: la mucosidad generada por las enfermedades puede llenar la cavidad nasal y provocar obstrucción nasal temporal.
  • Infecciones de los senos paranasales o de las adenoides: los senos paranasales, o las cavidades de la cara que se vacían en la nariz, se pueden llenar con mucosidad infectada, lo que provoca sinusitis. Las adenoides, tejido que se encuentra en la parte posterior de la nariz (la nasofaringe), también se pueden infectar en los niños y dar lugar a una producción similar de mucosidad infectada.
  • Rinitis alérgica: la mucosidad puede producirse por alergias o por una reacción nasal a alérgenos como el polen o el pelo de las mascotas.
  • Rinitis no alérgica: la mucosidad puede ser el resultado de una reacción nasal a algún irritante como el humo o la contaminación.
  • Cornetes agrandados/inflamados: estos huesos del interior de la nariz pueden estar agrandados o inflamados debido a alergias o infecciones y provocan obstrucción nasal.
  • Adenoides agrandadas: cuando se agranda el tejido de la parte posterior de la nariz en los niños.
  • Pólipos nasales: crecimiento similar al de las uvas en la membrana mucosa de la nariz.
  • Introducción de un cuerpo extraño: la causa de obstrucción más frecuente en niños pequeños puede ser la introducción de un objeto en la nariz, como un cacahuate o una bolita de un collar o pulsera, que provoca obstrucción y drenaje de mucosidad con mal olor.
  • Quistes o tumores nasales: en raras ocasiones, la obstrucción se debe a tumores benignos o malignos, o quistes; es más común cuando los síntomas solo afectan un lado de la nariz.
  • Atresia coanal o estenosis de abertura piriforme: la atresia coanal se produce cuando la parte posterior de la nariz (la nasofaringe) está cerrada con el hueso o tejido al nacer. Cuando está presente en ambos lados (bilateral), a menudo se detecta desde el nacimiento. Sin embargo, si solo está presente en un lado, con frecuencia no se detecta sino hasta años más tarde. La estenosis de abertura piriforme se refiere a cuando la abertura ósea nasal es estrecha y obstruye la nariz.
  • Tabique desviado: los lados derecho e izquierdo de la nariz están separados por una pared de hueso y cartílago llamada tabique. Algunas veces, el tabique se puede inclinar más hacia un lado, lo que provoca obstrucción en ese lado. Esta deformidad puede estar presente al nacer o ser resultado de un traumatismo en la nariz años después.

¿Por qué es una preocupación?
A menudo, la obstrucción nasal provocada por la mucosidad, o el goteo nasal, está autolimitada y desaparece sola. Cuando persiste, la obstrucción nasal puede ser un síntoma de otras causas como las mencionadas anteriormente y es algo que se debe atender.
¿Cómo la evaluamos?
Cuando la obstrucción nasal se debe a una rinitis alérgica, es posible que su médico de cabecera le pida que lleve a su hijo a un alergólogo. También se le puede pedir a su hijo que vaya a un especialista en oídos, nariz y garganta (otorrinolaringólogo). El especialista obtendrá su todos sus antecedentes médicos y examinará la parte delantera de la nariz, así como la parte interna. Es posible que use un espéculo para ver mejor la nariz y, en algunos casos, que utilice una cámara flexible de fibra óptica para evaluar toda la cavidad nasal hasta la parte posterior de la nariz (la nasofaringe). Esto se puede hacer en una clínica sin la necesidad de anestesia general.
¿Cómo se trata?
Una vez que se determina la fuente de la obstrucción, el tratamiento puede incluir observar para ver cómo evoluciona, lavar la nariz con enjuagues nasales, administrar medicamentos tomados por vía oral o aplicados con atomizador en la nariz, o bien cirugía.
¿Cuáles son los efectos a largo plazo?
Dependiendo de la causa de la obstrucción nasal, los efectos a largo plazo pueden variar. Los bebés recién nacidos deben respirar por la nariz para coordinar la respiración mientras están amamantando y alimentándose. Si se prolongan, la irritación nasal y la obstrucción nasal pueden afectar la calidad de vida del niño. Una vía nasal obstruida puede afectar la calidad del sueño. Respirar por la nariz también es importante para el desarrollo facial en la infancia. En ocasiones poco frecuentes, las infecciones agudas de los senos paranasales, si no se tratan, pueden llevar a infecciones más graves. La obstrucción nasal y la rinorrea (goteo nasal) pueden afectar la salud de los oídos y la audición, ya que la vía de vaciado del oído medio está en la parte posterior de la nariz (la nasofaringe).

Aprenda más sobre otorrinolaringología pediátrica o llámenos al (650) 724-4800 para obtener más información.